Estas aquí
Inicio > Un día como hoy > Fiesta de la Colonia “El Carmen”.

Fiesta de la Colonia “El Carmen”.

JESÚS CONTRERAS HERNÁNDEZ

CRONISTA OFICIAL MUNICIPAL.

El Barrio o Villa, hoy  colonia “El Carmen” se debe gracias al surgimiento de la Fábrica Textil “San Martín” fundada en 1897. De entre las fábricas que se instalaron en Texmelucan a finales del siglo XIX está esta fábrica de mantas e hilados, que fue la única que creó una Villa Fabril; este nuevo centro de población o calpanería se componían de cuartos que se les daban a los trabajadores  para retener la mano de obra, más que para el beneficio del trabajador, era para el beneficio del patrón, ya que sus obreros estarían siempre a la mano. Los empresarios de la fábrica construyeron varios conjuntos habitacionales en los cuales se hospedaban los obreros de esta fábrica que llegó a ser una de las más importantes del estado y de la República, gracias a su calidad de producción y la capacidad de comercialización a nivel internacional. En la Villa del Carmen, los obreros vivían una vida en común, todos sabían en que casa habitaba cierto compañero de trabajo, por lo tanto sabían que le aquejaba a cada uno de sus compañeros de vecindad y de trabajo. Entre otras cosas la muerte de un pariente, un accidente de trabajo, una enfermedad, o una alegría como la de un nuevo elemento en la familia, o la boda del hijo de un amigo, etc.

Tanto los patrones como el posterior sindicato “Regeneración” y luego llamado “Mártires del 7 de Enero” procuraron dotar al obrero de lo necesario para reproducir una vida apegada a la fábrica; de esa manera la colonia o barrio tiene algunos edificios representativos como la capilla, la escuela primaria y luego secundaria, la calpanería, la huerta, los lavaderos, las fuentes, las canchas, el cine teatro y el sindicato. Ahora no nos percatamos, pero antes de 1960 la colonia estaba separada de la ciudad, al grado de que un “circuito” o camión de pasajeros cubría la distancia.  La factoría tenía acceso a las vías del ferrocarril interoceánico y un pequeño tren tirado por mulas conectaba la estación con los telares surtiéndolo del algodón y lino que traían del norte del país; el agua para la producción se tomaba del río Atoyac, mientras que el agua potable para los habitantes era suministrada por el ayuntamiento a través de una fuente pública. Los callejones empedrados y las leyendas de la colonia son narrados por Serafín Sodi en el libro que todos conocen como “Tú ya no soplas”.

De los edificios emblemáticos destacan el Castillo o tienda de la Cooperativa, el edificio del Cine Teatro Colonial, hoy llamado Teatro “Pardo Infante”, el salón de baile y los puentes de arco de medio punto que están sobre el cárcamo y río. En los años ochentas el complejo del sindicato sirvió de sede para la Escuela Secundaria Federal 2 y luego para los eventos de la feria regional cuando en los noventas se puso el Centro Expositor hoy transformado en la unidad Deportiva ángeles Blancos. En las oficinas existen murales pisajistas del Maestro Enrique Benitez

El día 16 de Julio se celebra a la Virgen de “El Carmen” y esta es sin lugar a dudas una de las festividades más concurridas de la ciudad, llena de colorido, antojitos mexicanos y demás aspectos que le dan un toque especial. La imagen de la Virgen del Carmen, una de las más hermosas en su estructura, hecha de madera e importada de España por la esposa del señor Matienzo, es imán de religiosidad y amor para los fieles que la visitan llueva o truene.  Pero este acontecimiento no siempre fue como lo conocemos hoy,  y es que la feria antes de 1940 era muy pequeña y solo se adornaba la capilla con diferentes arreglos de flores, si había cohetes pero no como se hace ahora, algunos puestecitos de pan y algunos juegos mecánicos pero eso era todo. Eso sí, desde entonces venía mucha gente de San Martín a las mañanitas y a las misas o al Rosario. También se hacían las peregrinaciones aunque solamente hasta el empedrado y de regreso. Recordemos que la capilla, obra fue principiada en el año mil novecientos tres y se termino en el de mil novecientos diez, siendo administrador de la fábrica el señor Valentín Fuentes. 

Entre 1940 y 1950 suceden ciertos factores como lo es una organización mejor lograda por los obreros y sindicato, y es por esta razón que la feria crece, ya que la aportación de 900 trabajadores que laboraban en esa época en la fábrica le da un realce a la festividad. Para dar inicio a las fiestas, estos eventos de feria parten con el novenario, en el cual los vecinos junto con sus hijos bailan al compás de la banda de música con los “Matachines”, figuras de cartón que acompañan la pega de programas en la ciudad y en lo cual los niños se colocan las figuras para recorrer las calles bailando.  La reunión inicia a las 9 de la mañana, que con la quema de cohetes se anuncia la reunión para el reparto de los Matachines, así como mascaras de luchadores o monstruos, además de los cohetes. Todo esto acompañado de una banda de viento y el teponascle que se alternan la ejecución de sus piezas musicales.  El recorrido se hace por diferentes calles, pasando por el centro de la ciudad para dirigirse a la Colonia Morelos y llegar nuevamente al Sindicato Mártires del Siete de Enero o a la Capilla del Carmen, donde se rompen filas para ir a la repartición de boletos para los juegos mecánicos y cervezas para los coheteros y acompañantes de los matachines.

Cabe recordar que este recorrido se realiza así a partir de 1948, puesto que antes era para los del Carmen, prohibido pasar más allá del crucero que se ubica en la calle Mártires del Siete de Enero y Avenida Libertad, así como para los del Pilar hacer lo mismo por los conflictos intergremiales que se desataron de 1937 y 1938. Se reproducía con la fiesta, el hecho de que el hijo del obrero tenía su lugar asegurado, lo que originaba que la fábrica tuviera la mano de obra asegurada y con su reproducción la de varias generaciones.  El día grande en esta capilla para celebrar a la virgen del Carmen se realiza un rito de compadrazgo religioso o “promesa” con San Cristóbal Tepatlaxco, este inicia a las 8 de la mañana donde desde la capilla salen en procesión los estándares de la Capilla del Carmen con la imagen de la Virgen de Guadalupe y el de San Cristóbal Tepatlaxco, hasta el tempo de San Cristóbal; durante todo el recorrido se queman cohetes acompañados de música de banda y teponaxtle. Este día también se lleva a cabo la misa para rogar por las peticiones de los ex obreros que todavía viven y por la intención de todos aquellos que ya murieron.

En otros programas les hemos platicado de la celebración de la Semana Santa en la capilla, junto con el montaje de los altares de Dolores y la quema de los Judas. Es una colonia de extraordinarios deportistas, músicos y rondallas, pero eso les platicaremos en otra ocasión. Para la realización de este programa contamos con el apoyo de la Maestra en Historia Zoila Patricia  Montaño y del Artista plástico José Manuel Miranda quienes nos proporcionaron datos históricos y fotos inéditas, a ellos nuestro agradecimiento.

Deja un comentario

 
Top